Tipos de leyendas mexicanas de acuerdo a su origen

Tipos de leyendas mexicanas de acuerdo a su origen

Los cronistas nacionales se han dedicado a clasificar los diferentes tipos de leyendas mexicanas que existen, con el propósito de que cualquier persona que comience a leer un texto de esta índole, sepa a qué categoría corresponde sin que éste tenga que llevar a cabo una búsqueda exhaustiva.

En principio nos encontramos con las leyendas etiológicas, es decir, aquellas que están relacionadas con la creación de elementos naturales. Dentro de este subgénero podemos fácilmente incluir la historia de los volcanes.

En dicho relato antiguo se nos cuenta la historia de una princesa y un joven guerrero que estaban muy enamorados, pero que por circunstancias del destino no pudieron estar juntos (al menos en vida). Luego de que la heredera al trono falleciera, fue llevada a un paraje alejado por su amado. Éste la depositó sobre la hierba y se quedó cuidándola, pues para él no estaba muerta sino que había caído en un profundo sueño del cual algún día tendría que despertar.

El polvo, la tierra y la nieve dos fueron sepultando hasta que ambos se convirtieron en dos majestuosos volcanes: el Iztaccíhuatl y el Popocatépetl.

Por otra parte, existen las leyendas religiosas y de estas debo decir que en México abundan hasta en el pueblecito más recóndito. Es común hallarse con crónicas que refieran las maldades proferidas por el Diablo, sobre todo a gente inocente que tuvo la mala suerte de encontrarse con él en su camino.

Del mismo modo, existe otra variante de estas leyendas en las que la gente rememora un milagro que aconteció dentro de su comunidad.

Otro tipo de leyendas mexicanas, son las que abarcan temas de ultratumba. Es decir, aquellas que abordan temas de monstruos y criaturas sobrenaturales que vagan por la tierra, simple y llanamente para hacer el mal.

En dichas historias, también se incluye “la fórmula” para que la gente pueda protegerse de ellas fabricando un amuleto.